ENERO 16 · SU PALABRA TE HARÁ RESPLANDECER

La Biblia es la Palabra de Dios, es la única fuente que proporciona genuina felicidad al ser humano y nos ilumina para tener un claro conocimiento del Creador. En sus páginas encontramos enseñanzas acerca del origen del hombre, su creación, su comunicación con Dios, su caída y su redención. La Biblia es la voz del Dios Eterno y Amoroso, hablándonos en cada una de sus líneas, dejándonos ver a través de ellas que Su amor no cambia. Es una voz de consuelo, de aliento y de esperanza. Este es el libro que nos ha rescatado de las garras de Satanás para trasladarnos a los dulces brazos de Jesús. La Biblia es el libro que nos desafía a inundar el cielo con millones de voces unidas en un coro angelical entonando himnos de alabanza, adoración y gratitud al inmolado Cordero de Dios. El mejor bien que alguien pueda hacerle a la humanidad es dar a conocer el Libro de Dios.  El profeta Daniel dijo: “Los entendidos resplandecerán como el resplandor del firmamento; y los que enseñan la justicia a la multitud, como las estrellas a perpetua eternidad” (Daniel 12:3). El apóstol Pablo declaró: “Pues si anuncio el evangelio, no tengo por qué gloriarme; porque me es impuesta necesidad; y ¡ay de mí si no anunciare el evangelio!” (1 Corintios 9:16). Debemos entender que toda la doctrina relacionada con la condición del hombre, la fe en Jesucristo, el Espíritu Santo y los acontecimientos postreros, entre otros, sobre los cuales descansa la vida cristiana, está registrada en la Biblia, razón por la cual este libro es considerado el fundamento de fundamentos. Cualquier nación, familia o individuo que se esfuerce por conocer las Escrituras, que guarde sus enseñanzas y las ponga por obra, estará asegurando un futuro exitoso en la tierra y, además, una morada gloriosa en la eternidad.